Miércoles 8 de Diciembre de 2021

Hoy es Miércoles 8 de Diciembre de 2021 y son las 04:39 ULTIMOS TITULOS:

  • 19.4º

MUNDO

16 de noviembre de 2021

Una argentina se habría curado de VIH por inmunidad natural

Es el segundo caso documentado del mundo. Investigadores de EEUU y Argentina no pudieron encontrar ningún rastro del virus en el cuerpo de la mujer. Abre una esperanza para hallar una cura.

Una mujer de 30 años que vive en la ciudad santafesina de Esperanza se convirtió en el segundo caso documentado en el mundo de una persona cuyo sistema inmunológico la habría curado del VIH, y los investigadores la apodaron como la paciente "Hope" (esperanza en inglés) haciendo referencia a la localidad natal.

"Disfruto estar saludable", le dijo por correo electrónico a NBC News la paciente de Esperanza, que es madre y fue diagnosticada con VIH en 2013. Debido al estigma asociado con el virus, la mujer habló bajo condición de anonimato.

"Tengo una familia sana. No tengo que medicarme y vivo como si nada hubiera pasado. Esto ya es un privilegio", agregó.

El estudio en el que se analiza el caso de la mujer se publicó el lunes en la revista científica Annals of Internal Medicine, y sus coautores dijeron que creen que sus hallazgos de hecho traerán esperanza a los 38 millones de personas que, según datos de la ONU, viven con el virus en todo el mundo.

El caso sirve como una de las dos pruebas de concepto de que la llamada cura esterilizante del virus es aparentemente posible a través de la inmunidad natural. "Este es realmente el milagro del sistema inmunológico humano que lo hizo", dijo la doctora Xu Yu, inmunóloga viral del Instituto Ragon, en Boston.

"Ahora tenemos que descubrir los mecanismos", apuntó el doctor Steven Deeks, un destacado investigador de la cura del VIH de la Universidad de California en San Francisco, que no participó en el estudio.

Los científicos están llevando a cabo la más que compleja tarea de curar el VIH en múltiples frentes, incluso a través de la terapia genética. Esos esfuerzos intentan eliminar el virus de su llamado reservorio o mantenerlo atrapado en las células; y vacunas terapéuticas que mejorarían la respuesta inmunitaria del cuerpo al virus.

Hasta la fecha, los investigadores han curado con éxito terapéuticamente a otras dos personas, en ambos casos mediante complejos y peligrosos trasplantes de células madre.

Según los estudios, el sistema inmunológico de estos individuos parecía haber destruido preferentemente las células que albergaban el VIH.
Yu también fue el autor principal de un artículo publicado en Nature en agosto de 2020 que analizó a 64 personas que, como la mujer argentina, son los llamados controladores de élite del VIH. Estos se encuentran entre una de cada 200 personas con VIH cuyo propio sistema inmunológico puede de alguna manera suprimir la replicación del virus a niveles muy bajos sin antirretrovirales.

Los autores de ese estudio encontraron que el sistema inmunológico de estos individuos parecía haber destruido preferentemente las células que albergaban el VIH capaz de producir nuevas copias viables del virus.

La viróloga estimó que la paciente santafesina puede haber montado una respuesta de células T asesinas particularmente potente al virus, una prensa inmunológica de corte completo que los investigadores podrían recapitular terapéuticamente.

El VIH ha matado a unos 36 millones de personas durante las últimas cuatro décadas

Después de que la paciente de Esperanza comenzó a asociarse con el equipo de Yu en 2019, los científicos buscaron intensamente cualquier VIH viable en 1.200 millones de sus células sanguíneas. También registraron 500 millones de células de tejido placentario después de que la mujer dio a luz a un bebé VIH negativo en marzo de 2020, informó NBC News.

"El estudio establece el estándar para demostrar que la paciente de Esperanza no tiene ADN proviral competente para la replicación dentro de sus células", dijo Carl Dieffenbach, director de la División de Sida del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas, una división de los Institutos Nacionales de Salud de EEUU, que financió el estudio junto con la Fundación Bill y Melinda Gates. "Cuantos más de estos pacientes descubramos y trabajemos, más completa es nuestra comprensión de cómo es un paciente curado", añadió.

"Nunca vamos a estar 100 por ciento seguros de que no hay absolutamente ningún virus intacto, ningún virus funcional en ninguna parte de su cuerpo", dijo Yu sobre la paciente de Esperanza. Luego concluyó: "Llevar lo que aprendemos de estos pacientes a una población de pacientes más amplia es nuestro objetivo final"

COMPARTIR: