Domingo 28 de Febrero de 2021

19 de junio de 2019

Buscan castigar el uso de bienes públicos con fines personales

La polémica por el uso de los bienes públicos con fines personales no es nueva y se actualiza constantemente. En ese marco, a partir de un proyecto de ley que ingresó al Congreso, se busca modificar el Código Penal en relación con el delito de malversación de caudales públicos. Así, todo funcionario público que use ilegítimamente bienes en beneficio propio será reprimido con prisión de dos a diez años e inhabilitación perpetua,

El proyecto de ley, al que tuvo acceso AIM, es autoría de la diputada nacional Roxana Reyes (UCR-Santa Cruz), quien busca corregir el Código Penal en relación con delito de malversación de caudales públicos.

La modificación amplía la figura del delito, estableciendo que todo aquel funcionario público que use ilegítimamente bienes, trabajos o servicios del Estado en beneficio propio será reprimido con prisión de dos a diez años e inhabilitación perpetua.

“Actualmente el Código Penal no tipifica el delito de peculado de uso. Por este motivo, la propuesta tiene como fin la prevención, persecución y sanción de este crimen, entendiendo que es otra forma más de corrupción en perjuicio todos los ciudadanos”, explicó Reyes.

Qué es un bien público

Se trata de un tipo de bienes muy especial que no son susceptibles de comprar ni vender en ningún mercado, puesto que tienen la característica de ser ‘colectivos’ y cuyo uso y disfrute puede llevarse a cabo por cualquier ciudadano sin distinción, con independencia de que este deba respetar la jurisdicción aprobada al respecto para protegerlos.

La gestión por parte del Estado como velador de los bienes públicos  está regida por la seguridad ciudadana, la justicia; la distribución de agua y terrenos municipales, entre otros.

COMPARTIR: