28 de abril de 2019
De la morgue al laboratorio forense: las pruebas bajo el microscopio
De la morgue al laboratorio forense: las pruebas bajo el microscopio.

Es una palabra larga y difícil de pronunciar de un tirón: anatomopatología. Esta es la especialidad científica del nuevo Laboratorio Forense del Poder Judicial. Está ubicado en Oro Verde, en el mismo lugar que la Morgue, para que los tejidos que los médicos forenses extraen de los cadáveres no tengan que recorrer demasiado, aunque también reciben muestras de toda la provincia. Aquí se observan, bajo el microscopio, luego de un largo recorrido por varios y costosos aparatos, las evidencias que permitirán a un fiscal, un defensor o un juez, fundamentar con rigor científico una condena o una absolución, si se tratase de un caso criminal.

El laboratorio está a cargo de Mónica Martínez Puppo, médica patóloga que se desempeñó durante 15 años en el Servicio de Anatomopatología del hospital San Martín. También trabaja la técnica en histopatología forense, Natalia Romero: es la primera (y por ahora única) con el título en esa especialidad en la provincia, por eso todavía sigue prestando sus servicios en el hospital San Roque. Por las manos y la visión de ambas profesionales pasarán las pruebas más sensibles que podrían determinar el destino de una investigación judicial.
"El Laboratorio Forense recibe las muestras, de las cuales hacemos una observación macroscópica y una microscópica, a partir de las extracciones realizadas por los médicos forenses de cada jurisdicción de la provincia de Entre Ríos. La parte microscópica, que es la más específica, determina los caracteres histológicos de la pieza o de los tejidos. Los médicos forenses se encargan de la autopsia médico legal, toman las muestras y designan el material y el peritaje que se debe realizar a esos tejidos. Nosotras corroboramos lo peritado por ellos, y ponemos por escrito en el informe los hallazgos histológicos (N. de R.: composición, estructura y características) de esas muestras", resume Martínez Puppo sobre el complejo proceso de análisis.
Consultada sobre los tipos de estudios que se realizan, dijo: "Depende del requerimiento del fiscal que lo designa en cada caso, según la causa de muerte que tenga ese óbito, puede ser por causas de accidentes, clínicas, el fiscal designa lo que nosotras vamos a analizar".
El recorrido de una muestra en el Laboratorio tiene tres etapas, explica la doctora: "La parte administrativa, la parte técnica y la parte médica".
 
En la primera está la secretaria Julia Novai, quien recibe las muestras que llegan de la morgue. Luego se llega a la Sala de Macroscopía: "Es donde hacemos las descripciones por escrito de la pieza de autopsia, se transcribe en un papel con un número de protocolo, y el material se incluye dentro de un casete", refiere Martínez Puppo, y agrega que a este espacio lo llaman "laboratorio sucio", a diferencia del siguiente espacio (el "laboratorio limpio"), ya que aquí no se manipulan materiales.
"Nuestra histotécnica es la estrella de este lugar", dice la doctora al presentar a Natalia Romero, en una sala con siete aparatos. Por cada uno de ellos pasará cada muestra con el fin de que el tejido pueda ser estudiado en el microscopio.
El primero es un procesador automático. Una especie de "calesita" con varios tubos con distintos alcoholes ("es de última generación", afirman), por donde pasa la muestra para poder deshidratarla e incluirla en un baño de parafina, para luego incluirla en otro equipo, que llaman centro de inclusión ("también es maravilloso", describen), que tiene planchuelas, parafina líquida y una válvula donde se coloca el casete con la muestra, para llenarlo de parafina líquida. Esto se solidifica y queda formado lo que se conoce como el taco de la muestra: "Es el que se preserva durante mucho tiempo, lo tenemos nosotros en guarda, es la muestra definitiva con la que uno va a hacer el diagnóstico", explica la doctora.
Luego ese taco debe enfriarse: se pasa a una placa que genera una capa de hielo. El resultado se corta en un aparato que se llama micrótomo, que corta aquella pieza en micras, es decir, en láminas muy finas.
Después, en otro aparato que se llama baño de flotación, con un líquido caliente, se introduce esa lámina y se levanta con un vidrio, que es el portaobjetos. Al mismo se lo coloca en una canastilla, luego dentro de la estufa, y una vez que el corte quedó sin parafina, el vidrio es pasado por compartimentos con distintas coloraciones, para tener de ese modo el producto final, que es lo que Martínez Puppo observará en su principal herramienta.
Así la describe: "Es un microscopio óptico, de muy buena calidad, tiene una cámara, lo cual permite, si uno necesita para la parte legal, tomar una fotografía, imprimirla y presentarla como una prueba. Se ajusta a un software en la computadora para poder imprimir y adosar al informe final. Tiene muy buena resolución con distintos lentes que nos permiten ver panorámicamente la muestra y cada vez con más detalle citológico del tejido".
Pero para llegar al microscopio, en el anterior proceso mencionado, la muestra pasa durante dos días por cada equipo: "Se demora 48 horas para obtener el vidrio final. Es lo que permite mantener ese tejido perenne y poder volver a cortar o utilizar si es necesario", explica Martínez Puppo.
 
 
 
Un ahorro y "la necesidad de asegurar las pruebas"
 
El Laboratorio de Anatomopatología Forense se construyó en la localidad de Oro Verde, junto a la Morgue Judicial.
 

 

 

 

Según se informó desde el Servicio de Información y Comunicación de STJ, la tarea del organismo significará un ahorro para el Poder Judicial, ya que pondrá fin a la tercerización del servicio.
El equipamiento completo (variado el varios miles de dólares) fue donado al Superior Tribunal de Justicia por la Procuración General de la provincia, que lo recibió a través del Consejo de Procuradores, Fiscales, Defensores y Asesores Generales de la República Argentina.
En el encuentro con las profesionales del Laboratorio, el presidente del STJ, Emilio Castrillón, hizo hincapié en "la necesidad de asegurar las pruebas porque sabemos que hubo causas en las que la disponibilidad de determinadas pericias hubiese aportado datos clave para las investigaciones".


COMPARTIR:
Notas Relacionadas

DOLAR

 
COMPRA
VENTA
74.59
79.59

 

 

HORÓSCOPO

 
Cáncer
CANCER (del 22 de junio al 23 de julio)

Jornada ideal para reunirse con seres queridos. Tendrás todo lo necesario para pasar un buen momento lejos de las complicaciones. No podrás mantener tus sentimientos callados por mucho más tiempo. Deja los miedos y busca la manera de exteriorizarlos. Deberás aprender a rechazar aquellas obligaciones laborales que no estás en condiciones de cumplir. Se más responsable.Sugerencia: No puedes vivir siempre a contra reloj. Debes encontrar la manera de encontrar el balance justo entre las obligaciones y el tiempo libre.

 

NUESTROS OYENTES

   

LO MAS LEIDO DEL MES

 
Confirmaron 22 casos de Covid 19 en Federal
Un hombre habría perdido la vida accidentalmente en un establecimiento rural
Se registraron 265 nuevos casos de coronavirus en Entre Ríos: 158 en Paraná y un positivo nuevo en Federal
Accidente en la madrugada del domingo
Accidente de transito entre un automóvil y una moto.
 

BOLETÍN DE NOTICIAS

 
 


www.fmcienfederal.com.ar - © 2018 - Todos los derechos reservados

  • Desarrollado por
  • Clix.studio

RadiosNet