Domingo 7 de Marzo de 2021

OPINIÓN

6 de agosto de 2017

Esto ya no es fútbol

El Videoarbitraje sigue generando polémicas y desnaturaliza el espìritu del juego

El disparador surgió al toque tras ver la determinación que el árbitro Danny Makkelie tomó en la final de la Supercopa Johann Cruyff de Holanda, que quedó en manos del Feyenoord por penales ante el Vitesse (1-1 en los 90 minutos y 4-2 en la definición desde los 12 pasos). Las dos jugadas (gol anulado al Feyenoord y penal posterior para el Vitesse) y el tiempo transcurrido (casi cinco minutos) se pueden apreciar en la nota adjunta. Ahora,¿qué hubiese pasado en cualquier partido del campeonato argentino donde manda la más mínima "ventajita"? ¿En un Riestra-Comunicaciones, por poner un ejemplo, con público de ambos lados? ¿Hubiera terminado el encuentro normalmente? ¿Hubiesen aceptado los protagonistas y los hinchas ambos fallos del juez?

Hay que partir de una base: el VAR (Video Assistant Referee en inglés, o asistente de video del referí en español) es un método tecnológico que puede volverse en contra del fútbol, más allá de sus buenas intenciones. En muchos casos, deja en ridículo a los árbitros y genera la misma polémica que el error humano. Vale recordar que son cuatro las situaciones en las que el VAR puede aplicarse, desde 2016: 1) Goles. 2) Penales. 3) Tarjetas rojas. 4) Confusión en la identidad del o de los infractores.

Esto ya no es fútbol

La tecnología avanza en el fútbol con el videoarbitraje

Arrancó oficialmente su aplicación en el Mundial de Clubes pasado. Se usó con mucha polémica en la última Copa de las Confederaciones. Y será la "vedette" en Rusia 2018. Pero, también, se confirmó que empezará a usarse en este lado del continente.En seis partidos de la actual Copa Libertadores (cuatro por semifinales y los dos de la final), entre octubre y noviembre, los árbitros tendrán la asistencia del VAR. El jueves próximo se abrirán los sobres de la licitación en la sede de la Conmebol, en Luque. Y esos partidos "calientes" (al menos, en lo previo) serán una prueba de fuego. Porque, según lo visto hasta aquí, no hubo escándalos ni protestas masivas. Pero, sí se nota que el VAR desnaturaliza el espíritu del juego. Esto ya no parece fútbol...

Además, es esperable que funcione. Que no ocurra, por ejemplo, lo que pasó este sábado en la Supercopa de Alemania que ganó el Bayern Munich (también por penales) ante el Borussia Dortmund, donde el VAR no pudo ser utilizado "por problemas técnicos"que la Bundesliga espera solucionar cuando arranque el campeonato alemán el próximo viernes 18. Si aquí ocurren hasta "extraños cortes de luz" en medio de un partido, ni se cruza por la cabeza pensar que algún pícaro pueda desenchufar las cámaras y que todo termine para el diablo. ¿O sí?

COMPARTIR:

Notas Relacionadas